fbpx

Los hitos de la historia se marcan con crisis, ya sea una guerra, una catástrofe, o, como lo estamos viviendo en este momento, una pandemia.

El Covid-19 ha venido a empujarnos a todos hacia nuevos hábitos, nuevas formas de hacer las cosas y la adopción de tecnologías que durante muchos años habíamos resistido.

Cientos de ejemplos de instituciones públicas o privadas, que durante años habían dejado para después la digitalización de los procesos y ahora en cuestión de semanas son la nueva normalidad, ejemplo de ello, la educación en línea[1]: durante años las universidades tradicionales han criticado y resistido la educación en línea, pero en estos momentos, se encuentra implementándola en tiempos récord.

De la misma forma, la gran mayoría de las empresas, luego de años de sostener la creencia de que las personas son menos productivas desde sus casas, se han visto obligadas a implementar el teletrabajo, descubriendo lo que científicos y especialistas en desempeño organizacional han venido diciendo por años: el teletrabajo, bien manejado, hace a las empresas mucho más productivas[2].

Por esta razón es que cualquier crisis nos presenta una oportunidad única: la reinvención, el cambio y ahora más que nunca aprender a vivir en movimiento.

Este es la oportunidad de ajustar, transformar, revisar y hacer los cambios necesarios para que la tribu que hace parte de mi organización adquiera nuevas habilidades, se ajuste a nuevas metodologías organizacionales, transite hacia nuevos modelos de medición, y abrace esta nueva normalidad del trabajo.

¿Cuáles son las empresas que van a lograr sobrevivir a esta nueva normalidad?

Simple, aquellas que estén preparadas para la era 4.0[3], que se adapten a la realidad tecnológica, que transformen sus productos para un mundo sin fronteras y las que tengan una cultura organizacional enfocada en un gran propósito, capaces de desarrollar nuevas habilidades, ejercitar la creatividad, con una alta inteligencia emocional, resilientes, adaptables y que sepan medir aquello que realmente importa.

¿Está tú empresa preparada para el mundo post Covid-19?

Esto lo podemos descubrir con unas pocas preguntas:

  • ¿Tiene tú empresa un propósito inspirador y por el que vale la pena seguir adelante?
  • ¿Se conocen en tu empresa las tecnologías exponenciales actuales y el potencial que tienen para transformar tú industria?
  • ¿Es tú organización capaz de adaptarse en cuestión de días a los cambios?
  • ¿Conoces el impacto que tú y tus compañeros de trabajo generan en la empresa?
  • ¿Sientes que todas las personas de la organización pueden expresar sus ideas y propuestas de manera abierta y sin miedo a críticas?
  • ¿La empresa facilita que todos aprendan cosas nuevas de manera constante?

Si respondiste no a dos o más de estas preguntas, tú organización necesita hacer un alto, reflexionar sobre los aprendizajes que le ha dejado este momento de la historia y sobre todo empezar a tomar muy en serio su cultura organizacional si desean sobrevivir en la nueva normalidad del mundo.

Oriana Oviedo Ojeda & Jack Raifer Baruch – Cultura 52

[1] The COVID-19 pandemic has changed education forever. This is how – https://www.weforum.org/agenda/2020/04/coronavirus-education-global-covid19-online-digital-learning?fbclid=IwAR3qEEX5DXolyBFeH_y0d6_RK1MtJq3EthoXDugAPeequY_g-6_ccZ9x_dY

[2] Working From Home Increases Productivity https://www.businessnewsdaily.com/15259-working-from-home-more-productive.html

[3] La Cuarta Revolución Industrial – Foro Económico Mundial –https://www.youtube.com/watch?v=-OiaE6l8ysg


0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Síguenos
Comparte
Share
Boletín
Síguenos